Las claves que favorecen a Jorge Retamal para ser intendente

Las claves que favorecen a Jorge Retamal para ser intendente

Pasión por el emprendimiento, amor por la Región, capacidad de gestión, una persona empática, de buen corazón y un hombre de familia.
Así describen sus amigos de la infancia, de la universidad y de Evópoli al exdirector de la Conadi, Jorge Retamal Rubio, quien hasta ahora emerge como el principal candidato para convertirse en el intendente de La Araucanía durante el próximo Gobierno de Sebastián Piñera.
Actualmente, Retamal es el director regional de la Universidad Mayor en Temuco y miembro del directorio de la Fundación Araucanía Aprende. Antes de asumir su actual cargo fue director de la Escuela de Ingeniería Civil de la Universidad Mayor, cuyo desempeño lo llevó a obtener el reconocimiento del mejor profesor de la carrera.
Ha sido miembro de directorios de empresas privadas y públicas (estuvo en EFE). Ha formado parte del directorio de Corparaucanía y del Parque Industrial y Tecnológico de la Araucanía.
FUNDADORES EVÓPOLI
La historia política de Jorge Retamal nace junto a la creación de Evópoli. Así lo explica el presidente regional del partido, el diputado electo, Sebastián Álvarez.
«Jorge está desde sus inicios con la formación del partido, ese 12 de diciembre de 2012 cuando se hace esta reunión en Santiago para constituir el Movimiento Político Evópoli, él fue parte del grupo que viajó a esa instancia, por lo tanto, es parte del grupo formador», cuenta Álvarez, quien destaca su cualidad humana.
«Es muy persona muy de piel y muy de tacto. Es de abrazarte, de motivarte, tiene esa virtud humana que es muy importante desde el punto de vista político. Y, por otro lado, tiene el componente técnico, sabemos que es muy metódico y sabe conformar equipos de trabajo, además sabe escuchar», recalcó el diputado electo.
PERFIL DEL INGENIERO
El temuquense Jorge Retamal Rubio es el menor de cinco hermanos. Se crió en Balmaceda con Lynch y hasta el día de hoy mantiene nexos de amistad con el barrio.
Fue criado en el seno de un hogar en donde la pedagogía fue el hilo conductor. Su abuelo fue director del Liceo B-22, mientras que su padre también fue director, pero en el emblemático Liceo A-28.
Siempre sobresalió en sus estudios, con aptitudes naturales para las matemáticas. Sus amigos del barrio y compañeros de universidad lo describen como el clásico «mateo».
Cursó sus estudios básicos y medios en el Colegio De La Salle, en donde cultivó su lado cristiano y sentido social hacia el prójimo. Y aunque siempre le gustó leer, los libros no llenaban toda su vida, ya que dejaba espacio para el básquetbol y las pichangas.
A los 16 años salió de cuarto medio e ingresó a estudiar Ingeniería Civil Industrial en la Universidad de la Frontera. Se tituló con honores, convirtiéndose en profesional cuando apenas tenía 21 años. Posteriormente hizo un MBA en la Universidad Austral de Chile.
Retamal acaba de cumplir 47 años, es casado con Danae Baysen, a quien conoció en el barrio donde se crió. Con ella formó una familia y tienen tres hijos varones, dos de ellos universitarios.
Es un hombre de pocas, pero buenas amistades. Prueba de ello es que hace tres meses celebró junto a sus amigos del barrio los 30 años juntos.
Uno de ellos es Cristian Sepúlveda, quien se refiere a él con cariño como el «Chochi». «A Jorge lo conozco desde los 8 años, somos amigos del barrio. Le gustaba el leseo igual que a todos y siempre andaba inventando juegos. Pero eran cosas sanas. Le encantaba el deporte, siempre fue de básquetbol y fanático de la pelota. También era cabezón, muy mateo, le gustaba saber de todo, salió de 16 años del colegio, era el chiquitito del curso: el «Chochi» le decían», cuenta su amigo.
Sepúlveda también releva su inteligencia, capacidad de gestión y amor por la Región. «A Jorge le ofrecieron muchos trabajos afuera por sus capacidades e inteligencia, pero siempre prefirió Temuco. Él podría haber hecho lo que quisiera, podría haberse ido a Santiago a empresas grandes».
La calidad humana de Retamal, según Sepúlveda, es otra de sus aristas claves. «Yo diría que tiene el don de la empatía, ya que no porque tenga un cargo alto va a dejar de ser lo que es y perder su esencia de gente sencilla. Es muy cristiano y un hombre de familia», comentó.
Retamal una vez titulado y como un hito que marcó el inicio de su carrera fue parte del equipo que creó la empresa de muebles Centec. Más tarde asumió como director Ejecutivo de Incubatec en la Ufro.
Retamal ingresa a la función pública como director regional de Corfo y al año siguiente asume como director de Conadi.
Sandra Marín, la presidenta de Anfuco, recuerda muy bien el día que asumió el cargo en la entidad.
«Él tiene habilidades directivas y es un conocedor de la administración pública», dijo.
Este medio intentó comunicarse con Jorge Retamal durante la jornada de ayer, pero no fue posible.
Entrevista Austral Temuco