Luciano Cruz-Coke : “Felipe Kast se ha transformado, en la práctica, en el generalísimo de Piñera”

Luciano Cruz-Coke : “Felipe Kast se ha transformado, en la práctica, en el generalísimo de Piñera”

Sube hasta el piso 17 de Apoquindo 3000, donde están las oficinas de la Fundación Avanza Chile, de Sebastián Piñera. Es el viernes pasado, y Luciano Cruz-Coke llega acompañado del actor Cristián de la Fuente, quien es su amigo, dado que han trabajado en el mismo rubro. Ambos vienen saliendo de una reunión con Andrés Chadwick, donde sellaron el apoyo de De la Fuente a la campaña del ex mandatario.

En el mismo lugar recibe a La Tercera. El ex ministro valora que Manuel José Ossandón y Felipe Kast estén respaldando a Piñera. Sobre este último, dice que ha actuado, durante estos últimos días, como su generalísimo de campaña. Y afirma que Chadwick hizo un buen trabajo como jefe político del ex mandatario, pero que esa labor “es perfectible”.

¿Cómo ha visto hasta ahora el apoyo de Ossandón a Sebastián Piñera?

Bien. Nosotros tenemos a José Antonio Kast, que le dio el apoyo; Felipe Kast, que se ha transformado, en la práctica, en el generalísimo (del ex Presidente Piñera) acompañándolo a regiones, y a Ossandón, que salió a apoyar la campaña porque entiende que esta segunda vuelta ya es un partido distinto. Se han ido sumando las personas más importantes de Chile Vamos y del mundo centro. Se incorporaron Juan José Santa Cruz y también la Lily Pérez. Y, a partir del triunfo de nuestros candidatos parlamentarios, hicimos un despliegue territorial que la Nueva Mayoría no está en condiciones de hacer, no pueden sacar personas a la calle porque están partidos por la mitad.

¿Qué le parece la forma en que Ossandón ha planteado su apoyo? Mantiene diferencias con Piñera y dijo que no se retracta de nada…

Si nosotros queremos avanzar hacia tratar de tener una unidad relevante, tenemos que entender que esto es política, que la política no es sin llorar, sino con llorar… Y hoy día hay que trabajar todos unidos.

¿Pero le parece bien la forma?

Cada uno tiene sus propias formas. Sabemos cuál es el estilo del senador Ossandón. Quiero destacar lo positivo, que él haya comprendido que hoy día se está jugando un partido distinto.

¿Comparte que Ossandón condicione su apoyo a ciertas cosas, por ejemplo, avanzar en gratuidad?

Si las condiciones son factibles de cumplir y si, sobre todo, están indexadas al crecimiento económico, no veo problema en que eso se cumpla.

Cuando RN planteó avanzar hacia el 60% de la gratuidad, Evópoli se opuso y lo calificó de populista…

Nosotros veíamos que había problemas importantes sin resolver… El gobierno insistió en llevar al sexto decil la gratuidad universitaria, cuando creo que todavía hay problemas urgentes. El Presidente Piñera en eso ha sido claro en que no se va a retroceder en ningún hecho existente.

Ahora, el ex presidente planteó avanzar hasta el 90% en educación técnico-profesional. ¿Qué le parece?

Acá hay una señal al mundo de clase media. Habiendo capacidad presupuestaria, me parece bien que se avance. Es el sentido que ha tomado la campaña de Piñera, de ir abriéndose a propuestas de Lagos, Goic…

¿No cree que es populista ?

No hay nada más populista que lo que hoy está ofreciendo Guillier, que es buscar condonar la deuda del CAE, creer que todo es posible. Si hay algo en lo que el equipo de Piñera ha demostrado responsabilidad es en el manejo de su gobierno… Nosotros tenemos un equipo económico de primera.

Ossandón también le pidió al ex presidente no avanzar en el matrimonio igualitario. ¿Lo comparte?

No lo he escuchado, pero hay muchos acá que sí estamos a favor del matrimonio igualitario, y en eso consiste una coalición: en tener distintos puntos de vista.

¿Pero es razonable plantearlo?

Cada uno tiene sus posturas y el legítimo derecho a plantearlo.

Ustedes han dicho que esperan que se avance. ¿Qué le parece que el ex presidente se niegue?

Dentro de nuestra coalición hay opiniones diversas. Y vamos a discutirlo cuando se vayan planteando los temas.

¿Cree que habrá un costo por aceptar las condiciones de Ossandón?

Creo que el costo de la ingobernabilidad, de la desunión que se observa en el comando de Guillier, es mucho mayor que el costo de dos o tres discusiones que podamos tener.

¿Cree que Ossandón entregó su apoyo porque le preocupa el país o porque tiene miedo de que, ante una eventual pérdida, él quede mal posicionado?

Él entiende que si tiene alguna aspiración debe mantenerse dentro de los límites de ese sector.

En la vereda del frente, tras los resultados de las elecciones, Guillier cambió a su coordinador general. ¿Cree que Andrés Chadwick tiene alguna responsabilidad en los resultados de Piñera?

Había un ambiente de opinión pública generado por encuestas que fallaron en un diagnóstico y en donde, en general, se le daba al presidente entre 40 y 44 puntos. Pero lo que quiero llamar la atención y es importante entender es que acá había ocho candidatos presidenciales. Piñera sacó la primera mayoría por lejos, está a 14,5 puntos de Guillier. Tiene un millón de votos más que Guillier y, sin embargo, parece que esta idea de la opinión pública modificada por las opiniones de redes sociales y medios hace pensar como si esto hubiese sido un fracaso. Y ganamos la elección parlamentaria y tenemos la primera opción para sacar al próximo presidente.

No hablo de ningún fracaso, sino de que los resultados no fueron como esperaban. ¿Cree que Chadwick tiene responsabilidad?

Habría que haber sido pitoniso o brujo para anticipar algo que los mismos estudios de opinión no anticipaban. Efectivamente, no era el resultado que esperábamos y que anticipaban todos los estudios de opinión, pero quiero recalcar que hay un millón de votos de diferencia y 14,5 puntos respecto de Guillier.

Entonces, ¿Chadwick hizo un buen trabajo como jefe de campaña?

Andrés Chadwick hizo un trabajo de acuerdo a las condiciones ambiente que existían. Creo que cuando tienes 15 puntos de diferencia y un millón de votos más, hizo un buen trabajo. ¿Perfectible? Por supuesto, perfectible.

¿En qué sentido es perfectible?

En que el ambiente de opinión decía que el resultado sería más amplio. Ese ambiente triunfalista provocó que gente no fuera a votar.

Al principio habló de Kast como el generalísimo de Piñera. ¿Cree que debería haber un cambio de roles y asumir el cargo de Chadwick?

Los equipos se van complementando, y creo que Andrés Chadwick ha sido una persona de vital importancia en el trabajo que ha hecho, no solamente en esta campaña, sino que durante el gobierno.

¿Cuánta importancia tiene el liderazgo de Kast en el comando?

Creo que ha sido parte de las cosas que no se han subrayado con la suficiente fuerza. Nosotros pasamos de tener la posibilidad de elegir 3 parlamentarios a elegir 8, y Felipe Kast se impuso con mucha fuerza en La Araucanía y arrastró incluso a una senadora. Kast es una figura que va a estar en primera línea, porque tiene atributos que son perceptibles para la población: cercanía, ideas modernas, lealtad con la campaña y representa los valores de Chile Vamos.

¿Debiese ser Kast el generalísimo?

Esto es lo mismo que pasó con Gonzalo Cordero. Nosotros no tenemos títulos nobiliarios en las campañas ni estamentos tan rígidos, somos un equipo y funcionamos bastante transversalmente.

Usted lo dijo al principio…

SÍ, fue un exceso de lenguaje.